Repaso del trabajo estudiantil de los CJC en la Región de Murcia

En el curso que termina, los CJC de la Región de Murcia hemos trabajado en el frente estudiantil contra la inercia de años de desmovilización de las masas, entre las que el mal trabajo llevado a cabo por organizaciones estudiantiles de marcado carácter oportunista hizo mella, llevando al desánimo de las filas estudiantiles. Contra ese desánimo, y también contra esas organizaciones oportunistas, hemos combatido los CJC, tratando de reactivar un movimiento estudiantil casi inexistente desde las luchas contra Bolonia.

Poco después de comenzar el curso, en el mes de octubre y en el marco de una convocatoria estatal de huelga de tres días, convocó la Coordinadora de Estudiantes de la Región de Murcia (CERM) una huelga y una manifestación que los CJC apoyamos, entendiendo que la CERM pone fin a décadas de división dentro de las filas del movimiento estudiantil, organizando al estudiantado dentro de cada centro de estudios, alejada de pretensiones oportunistas como las que movían a “organizaciones estudiantiles” pasadas que tan solo entraban en escena en época electoral y atendiendo a intereses ajenos al estudiantado. El trabajo de difusión de la huelga llevado a cabo por los militantes de CJC concluyó el día 23 con la presencia del bloque de la juventud comunista en una manifestación que contó con más de mil personas en la ciudad de Murcia, representando un éxito considerable en el desolador panorama que encontrábamos en la Región.

red

Con el impulso de esta primera convocatoria del curso, nos encontrábamos en febrero con una segunda convocatoria a nivel nacional. De nuevo trabajamos los militantes de CJC junto a la CERM, informando a nuestros compañeros y compañeras de la necesidad de frenar el conocido como Decreto 3+2 y la cada vez mayor participación de las empresas privadas en las universidades públicas. Esta vez sí, la convocatoria fue un rotundo éxito, participando más de dos mil quinientas personas en una manifestación que recorrió las calles de Murcia como un aviso de que la lucha estudiantil estaba resurgiendo. También tuvo correspondencia en Cartagena, donde nuestros compañeros participaron en una marcha que congregó a cuatrocientas personas. De estas movilizaciones obtuvo el movimiento estudiantil renovadas fuerzas, que se transformaron en un aumento de los y las estudiantes que participan en la organización sindical estudiantil a nivel regional y en una respuesta organizada del estudiantado murciano demostrando que años de desmovilización, fracasos y manipulación del movimiento estudiantil regional por parte de organizaciones oportunistas ajenas a sus intereses no habían conseguido acabar con la lucha de los y las estudiantes de clase obrera.

COMUNICADO 27

A pesar del éxito, el oportunismo no perdió el tiempo para intentar dinamitar desde dentro la lucha estudiantil, convocando una nueva huelga sólo un mes después, cuyo resultado fue mucho peor del esperado debido al escaso tiempo con el que contamos para intentar llevar a cabo una jornada de huelga que culminase en una manifestación a la altura de las dos anteriores.

No obstante, podemos decir que el curso que termina ha sido un curso de recuperación del movimiento estudiantil en la Región, un curso en el que hemos avanzado posiciones y donde, tras años de inactividad estudiantil al amparo de las organizaciones oportunistas, las y los comunistas hemos tomado la iniciativa y hemos pasado a la ofensiva reactivando una lucha que nunca debió desaparecer. Afrontamos así el nuevo curso desde una posición muy diferente, pues aunque aún nos queda mucho camino por recorrer, podemos decir que se han dado los primeros pasos de cara a la constitución de un movimiento estudiantil combativo y con carácter de clase a nivel de todo el Estado. En este nuevo curso, afrontamos la lucha estudiantil poniendo en primer plano a los y las estudiantes de Formación Profesional pues por la propia naturaleza de sus estudios, están destinados a ser la clase obrera del futuro, y a ser por tanto quienes formen parte en el futuro, junto a nosotros, militantes de CJC, del Partido Comunista de los Pueblos de España, sin dejar de lado a las y los estudiantes de institutos y universidad.

Con el impulso obtenido en el curso que termina, con la participación del estudiantado de Formación Profesional, y con la participación del futuro sindicato estudiantil estatal que probablemente termine de tomar forma en el próximo curso, el movimiento estudiantil se encuentra en una situación que nos hace mirar al futuro con la convicción de que nuestra fuerza es cada vez mayor y de que la lucha estudiantil ha vuelto no solo para quedarse sino para continuar avanzando sin descanso hasta la consecución de una educación pública y de calidad.

¡En todo barrio, centro de estudios y centro de trabajo, Juventud Comunista!

Sin título-1

Crónica de la huelga estudiantil del 8 de mayo

Este pasado Jueves 8 de Mayo tuvo lugar una jornada de Huelga Estudiantil convocada por Estudiantes en Movimiento (EeM) y su estructura en la Región de Murcia, el FAE.

Nosotros, los Colectivos de Jóvenes Comunistas de la Región de Murcia, decidimos secundar la Huelga, pero no porque queramos organizar al estudiantado en torno a Estudiantes en Movimiento, ya que nosotros no tenemos como ellos el fin de reformar el sistema educativo actual dentro del sistema capitalista, ni de derrocar a tal ministro de educación para que pongan a otro igual o peor que siga sirviendo a los intereses del gran capital, sino que decidimos secundar la huelga para organizar al estudiantado en torno a asociaciones estudiantiles en cada centro de estudios que sean el germen de un futuro sindicato estudiantil combativo.

Los CJC acudimos a la manifestación convocada a las 11:00h en La Merced, junto a nuestros compañeros de las asociaciones estudiantiles. En la manifestación cantamos consignas como “El hijo del obrero, a la universidad” o “Avanzar, construir, movimiento estudiantil” para animar la manifestación y darle un ambiente combativo.

Después de la manifestación se dieron varios discursos en las escaleras exteriores de la Universidad de Murcia.

Al día siguiente de la Huelga se creó en Murcia la Coordinadora de Institutos de la Región de Murcia (CIRM) que anspira a convertirse en la sección murciana del futuro sindicato estudiantil para todo el Estado. Ésta creación de la CIRM demuestra que las huelgas sí sirven para algo. Sirven para organizar al estudiantado que cada vez toma más conciencia de junto a quién tiene que luchar.